Entradas

Nuestro universo siempre tiende hacia la armonía

Podemos conocer la naturaleza de un individuo viendo cómo se comporta y mirando sus obras. E igualmente podemos conocer la naturaleza de nuestro Universo observando cómo se manifiesta a lo largo del tiempo. Por ejemplo, cuando un ser humano se hace una herida, ésta tiende a cerrarse y a curarse sin que intervenga su deseo, ni su voluntad ni ningún tipo de acción. Simplemente, sucede de un modo completamente automático y natural: la herida se cierra sola, cicatriza y más tarde se cura. Por supuesto, podríamos vivir en un Universo donde rigieran otras leyes y otros mecanismos vitales. En un universo, pongamos por caso, donde las heridas no cicatrizaran. En un universo donde una vez manifestado el caos no existiera la posibilidad de que éste se transformara en orden. Lo que, a todas luces, supondría una diferencia radical en el proceso evolutivo. Porque en un universo así sería muy difícil que pudieran perdurar las especies, en un universo donde no existiera la curación. Afortunadamente p

"Eso es mentira".

Conexión

En las profundidades del alma

Reconocimiento

¿Por qué nuestro sistema inmunitario se activa cuando comemos alimentos cocinados?

¿Para qué sirve un "viaje cuántico"?

Cómo darle vida al agua depurada

Los mejores aceites para la piel

Enfermedades autoinmunes y autoagresión

Uno de los mejores complejos vitamínicos que conozco

Dime con quién andas...